Puerto Vallarta y su reconocimiento como el perfecto lugar para próximamente no vacacionar

 615 total views,  1 views today

Estimado lector, en el desarrollo de estas líneas le presentaré lo que por desgracia ha sido un mes de agosto difícil para uno de los tres destinos más importantes de sol y playa en la nación; sí, me refiero a Puerto Vallarta.

 

Desde la raquítica estrategia de reactivación económica a cargo de la C. Susana Rodríguez Mejía, hasta el abusador infantil Luis Alonso “N”, exdirector de Recursos Humanos de Seguridad Ciudadana.

 

Puerto Vallarta presenta una serie de atractivos turísticos que corresponden únicamente a la base natural de la que forma parte, atractivos que cada periodo vacacional atraen a cientos de miles de personas para disfrutar de ellos; en pocas palabras, no existe Puerto Vallarta sin la naturaleza que muchos vienen a aprovechar.
Por desgracia, ante la emergencia sanitaria actual causada por el COVID-19, la economía de todas las familias pende de un hilo, es decir, decenas de miles de familias están tratando de ingeniárselas para llevar el sustento a su mesa cada día, debido a que la estrategia ejercida por el gobierno municipal no ha sido suficiente, y tampoco es que sea su culpa, la verdad, no es humanamente posible que un gobierno municipal sea capaz de entregar cientos de miles de despensas.

Pero, en consecuencia, lo que sí es posible entonces es que si el gobierno municipal a cargo de Arturo Dávalos no tuviera la capacidad para llevar a cabo dicha tarea, al menos el gobierno estatal sí debería ser capaz de tomar las riendas de uno de los municipios que más ingresos generan para el funcionamiento del estado. Y es aquí donde entra nuestra querida C. Susana Rodríguez Mejía, que ejerce el cargo como directora de Turismo de Playa, es decir, es parte de la Secretaría de Turismo del Gobierno de Jalisco, por ende, debe estar planeando, ejecutando y evaluando las estrategias necesarias para reactivar la economía y que dichas estrategias se reflejen en herramientas para que las familias ante la pérdida de empleo puedan llevar el sustento a sus casas.

Y déjenme decirles algo, una estrategia que consta de traer personajes nacionalmente reconocidos no es una pésima estrategia, lo que sí lo es, es que no tengas idea de cómo utilizar su nivel de influencia ante las masas para trazar un sendero a la recuperación económica del estado.

 

“Vallarta está bastante covidoso” podrá ser una broma que a muchos no agrade, pero es una realidad, cuando a mediados de agosto Puerto Vallarta continúa incrementando su número de infectados con todo y medidas de precaución en esta nueva normalidad.

¡Pero ya basta!, hemos tenido suficiente de funcionarios sin título universitario, así que mejor pasemos a algo que unió a toda la nación: el caso de Luis Alonso “N”. Durante la madrugada del domingo 16 de agosto tres hashtags se hicieron presentes: #ConLasNiñasNo, #LasNiñasNoSeTocan y #PuertoVallarta, llevando a nivel internacional el caso del exfuncionario encargado de Recursos Humanos de Seguridad Ciudadana del Municipio, el cual, fue encontrado por sus elementos de la policía municipal con una menor de 10 años desnuda en su automóvil, situación que propició una movilización en masa de diversos colectivos feministas y sociedad en general para evitar que este acto quedara impune.

Fotografía: Dan López

Y las preguntas que surgen ante tal aberración son: ¿Cómo elige sus funcionarios el municipio? ¿Están calificados todos y cada uno de ellos para ejercer sus labores? ¿Les realizan las pruebas pertinentes para asegurarse de que no sean violadores en potencia? Como siempre, con el gobierno en México hay más preguntas que respuestas.

Lo que es verdad es que tenemos una sociedad cansada y molesta, porque los que están en el poder no nos representan. Los buenos somos más, y así como el día de ayer el grito de tantos se hizo escuchar, el mismo grito resonará con más fuerza cuando haya que elegir a los futuros representantes de nuestra sociedad.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*